Myanmar // Birmania // Burma

Pages

Suu Kyi [sin palabras]

domingo, 14 de noviembre de 2010




Visto en Golden Color Revolution (I, II y III).

Si te ha interesado este artículo, compártelo.


votar

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Chucky:
Bienvenido, se te echaba de menos,..
Siento que hayas borrado las dos ultimas notas tuyas del articulo.
¿quien está , en libertad?. La Dama o el Gobierno. En una semana han legalizado internacionalmente al gobierno mas dictador del mundo, y ha recibido la feliticion internacional por esta liberación,.....
La Dama como bien dices, es libre,...., y siempre lo ha sido.
¿Y los 60.000.000 de birmanos que siguen y seguirán sin libertad?.
Un abrazo

CHucky dijo...

Buenas, Anónimo.
Obligaciones, ya sabes; esas cosas "importantes" que te impiden hacer las cosas realmente importantes. C'est la vie.

Ahora no caigo a qué notas te refieres; dímelo, porque el borrado no ha sido intencionado.

La verdad es que yo creo que Suu Kyi siempre ha sido libre; es, de hecho, una de las personas más libres de este asqueroso mundo, porque ella no tiene miedo a decir lo que piensa, a vivir.
La liberación de Suu Kyi yo creo que nos hace un poco más libres a los demás, no tanto a ella, que ahora encima tiene la "obligación" de dirigir a su pueblo a la libertad.

¿Al Gobierno birmano? Está por ver; desde luego en España ha tenido mucha más repercusión la liberación de Suu Kyi que la patraña electoral, así que desde el punto de vista informativo otra vez les ha salido bien la jugada.
Aún así, las felicitaciones internacionales por la liberación que no han ido hacia los militares, sino hacia la propia Suu Kyi. Al menos lo que yo he leído.
En cualquier caso, la duda está en saber cómo habrán entendido esta liberación las personas que no están al día sobre Birmania :( si la gente normal se ha creído toda esta pantomima y realmente se piensan que Birmania avanza hacia la democracia, o no se creen nada y van a seguir exigiendo (empezar a exigir) a sus gobiernos que hagan algo.

Como bien dices, aún quedan por liberar los 60 millones de birmanos que viven bajo la dictadura. Va para largo.
Ahora, a ver qué dicen y hacen los gobiernos y la ONU; me temo que nada.
Y a ver si los dictadores dejan que Suu Kyi siga libre diciendo verdades como puños, o se inventan cualquier excusa (cruzó un paso de cebra por el lugar indebido) para encerrarla, o peor aún y vuelve a intentar lo de Depayin.

Un abrazo.

Publicar un comentario